11 de marzo de 2015

Obtienen combustible de hidrógeno a partir de los residuos de la basura electrónica

Actualmente, en los países avanzados, los residuos plásticos derivados de componentes electrónicos están aumentando exponencialmente; estos residuos necesitan un tratamiento particular, ya que contienen una gran variedad de metales, muy valiosos, que también se deben recuperar. Y gracias a un grupo de científicos se ha encontrado la solución.

Un investigador español (de la Universidad del País Vasco (UPH/EHU)) y en colaboración con investigadores internacionales, ha desarrollado un novedoso sistema que obtiene hidrógeno limpio (que se puede utilizar como combustible) a partir de plásticos residuales de placas electrónicas.Andoni Salbidegoitia ha dado solución al incremento de residuos plásticos derivados de los componentes electrónicos que todos desechamos. Salbidegoitia forma parte del Grupo de Tecnologías Químicas para la Sostenibilidad Ambiental (TQSA) del departamento de Ingeniería Química de la Facultad de Ciencia y Tecnología de la UPV/EHU, y trabaja también con un grupo de investigación japonés.

El grupo de científicos se marcó como objetivo aprovechar el desecho plástico con la mejor eficacia, tanto desde el punto de vista medio ambiental, como energético y económico. Para ello, tomaron como punto de partida que los plásticos provienen del petróleo y, por tanto, más que como un desecho, se pueden considerar una fuente de materias primas y energía aprovechable. Pero el investigador de la UPV/EHU Andoni Salbidegoitia fue más allá y se encuentra desarrollando alternativas de tratamiento para los residuos plásticos más difíciles de tratar, bien por su composición, bien porque se encuentran muy mezclados con otras substancias y separarlos es muy costoso, como es el caso de la basura electrónica.


¿Cómo obtienen la energía?
En el proceso, los residuos son tratados con vapor de agua, los metales presentes en los residuos actúan de catalizador, y bajo determinadas condiciones se obtiene hidrógeno gaseoso: un combustible que se está afianzando, pero cuyo mayor problema está en el almacenamiento

El sistema ya se ha patentado en Japón, de hecho en este país la gasificación de residuos plásticos está ya implementada a nivel industrial.  Pero para poder utilizarlo en España, sería necesaria una inversión económica, y buscar cómo y dónde utilizar el producto obtenido.

Espero que tengan suerte y también podamos disfrutar de este gran descubrimiento en España.

  2 comentarios:

  1. Un artículo muy interesante y una fuente de energía prometedora, que espero tenga desarrollo positivo en un futuro cercano. Da mucha pena ver cómo el trabajo de científicos por un futuro sostenible confronta habitualmente con los intereses económicos de las multinacionales, las cuales impiden la implantación de estas alternativas anteponiendo siempre sus resultados económicos al coste ambiental de mantener el sistema energético actual insostenible.

    ResponderEliminar
  2. ¡Muchas gracias por tu comentario Óscar!

    Ojalá las empresas se den cuenta que la economía verde, además de ser respetuosa con nuestro entorno, aporta inmensos beneficios económicos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Muchas gracias por compartir tu opinión.

Últimos comentarios


Calendario ambiental del 2017

Todo lo publicado