7 de junio de 2015

¿Qué son las ecoetiquetas? Tipos y características

Las ecoetiquetas son distintivos otorgados por la administración o por otra organización que garantizan el cumplimiento de unos criterios ambientales por parte de un producto. De esta forma, nosotros como consumidores podemos reconocer en un producto etiquetado, que éste cumple unas rigurosas especificaciones ambientales exigidas por el organismo otorgador.


¿Cómo surgieron?
Este sistema de calificación fue creado en 1992 por la Unión Europea y es completamente voluntario para las empresas y se aplica a diferentes tipos de productos, desde detergentes, lavadoras, bombillas, pinturas, etc.
Más tarde, este mecanismo comunitario se amplía al sector servicios para garantizar a nosotros, los consumidores, la corrección ambiental independientemente de las posibles campañas publicitarias que pueden realizar.

¿Cuáles son sus características?
La principal virtud de la etiqueta ecológica es su dimensión europea única. Puede utilizarse en todos los estados miembros de la Unión Europea, además de en Noruega, Islandia y Liechtenstein. Además, es compatible con otros sistemas de etiquetado nacionales o autonómicos.

¿Qué organismo regula las ecoetiquetas?
El organismo principal es el Comité de la Etiqueta Ecológica de la Unión Europea (CEEUE) que fue creado a partir del mandato del Reglamento 880/1992 y que está compuesto por los organismos competentes y por el Foro de Consulta.
Los organismos competentes designados por cada estado miembro son los encargados de gestionar el programa. La composición de los organismos competentes ha de garantizar su independencia y su neutralidad. Sus reglamentos internos tienen que asegurar la participación activa de todos los interesados y un nivel de transparencia adecuado.

Se caracterizan por ser creíbles, fiables y visibles.
Creíbles                                                                                         
·      Por que se han establecido procesos de consulta y de soporte con las organizaciones de consumidores, los técnicos en medio ambiente y los empresarios líderes.
·        Por que los criterios para el otorgamiento se establecen partiendo de análisis científicos de los impactos del producto en todo su ciclo de vida.
·        Por que tiene el soporte de las autoridades públicas.
Fiables
·        Por que la certificación, la realiza un organismo independiente.
·        Por que la calidad de los productos y servicios es igual o mejor que la de sus equivalentes que no tienen tantos beneficios ambientales.
Visibles
·        Por que simplifica la elección de los consumidores;.
·        Por que otorga un valor añadido ambiental muy importante.
·        Por que la Comisión, los Estados Miembros y los organismos competentes coordinan los esfuerzos promocionales para sensibilizar y informar a los consumidores.

Existen tres tipos de ecoetiquetas
 1Ecoetiquetas oficiales: Certificadas por un organismo público o de prestigio reconocido, que acredita el cumplimiento de los criterios ecológicos. Por lo general, se aplican a todo el ciclo de vida del producto: uso de recursos y energía, emisiones contaminantes, eliminación de residuos y efecto sobre los ecosistema.


  • Productos y servicios: en este apartado entran etiquetas a nivel comunitario, como la "Flor Europea" de la UE; a nivel nacional como el "Ángel Azul" de Alemania, la "NF- Medioambiental" de Francia, el "Cisne Blanco" de los países escandinavos, o el "Árbol para la protección medioambiental" de Austria; y a nivel autonómico como el "Distintivo de garantía de calidad ambiental" de la Generalitat de Catalunya
  • Alimentación ecológica: normalmente para productos vegetales y animales que cumplan la normativa europea.Aquí también se encuentran etiquetas comunitarias ("Agricultura ecológica"); nacionales ("AB - Agricultura Ecológica" de Francia, el "Eko" de Holanda, o el "Bioagricert" de Italia); y autonómicas ("Ecoetiqueta del CCPAE, Consejo Catalán de Producción Agraria Ecológica").
  •  Envases y embalajes: el "punto verde" identifica en Europa a los envasadores y productores que pagan unas tasas para la recogida selectiva de envases y embalajes, ya sean de papel, cartón, plástico o vidrio, excepto en el caso de los retornables.

  •  El "triángulo de Moebius" es una etiqueta europea que indica el material del producto para facilitar su recogida y reciclaje. Por su parte, la industria farmacéutica española reutiliza y recicla sus productos gracias al "Sistema Integrado de Gestión y Recogida de Envases" (SIGRE), con puntos de recogida en todas las farmacias del país.
  • Peligrosidad: la industria química debe utilizar en Europa una serie de pictogramas que informan de la toxicidad y peligrosidad de sus productos, como las pinturas, productos de limpieza, etc., a fin de hacer un buen uso de ellos.
  • Energía: los consumidores pueden frenar el gasto energético, principal causa de la contaminación atmosférica, comprando y utilizando racionalmente electrodomésticos con etiquetas de eficiencia energética lo más cercanas posible a la letra A. Los fabricantes están obligados a aportar esta información, por lo que se puede exigir si no aparece en el producto. Asimismo, la industria del automóvil en España tiene también que informar mediante una etiqueta del consumo de combustible y las emisiones de CO2 de los turismos.
2.  Privadas y auto-declaracionesEl segundo grupo lo constituyen las ecotiquetas no oficiales, designadas por entidades privadas nacionales e internacionales, basándose en la normativa ecológica. 

Los logotipos de este grupo son también diversos:

  •  Productos y servicios: en España, la Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR) ofrece su sello para productos tan dispares como pinturas y barnices, archivadores o módulos fotovoltaicos. En el terreno de la madera ecológica, hay varios sistemas nacionales (CSA, SFI, CIFOR, NTCC) y regionales (PEFC), aunque el FSC es el único que cuenta con el reconocimiento general de instituciones, empresas y organizaciones ecologistas y solidarias a nivel mundial. Por su parte, la Asociación Internacional de Investigación y Ensayo en Ecología Textil coloca en los productos textiles su sello "Öko-tex".
  •   Envases y embalajes: las asociaciones de fabricantes de materiales como el acero, el aluminio o el cartón acuñan logotipos en sus productos que cumplen con su reglamentación interna, como "Ecoacero", "Tetra Pak", "Pro cartón" o "Alu".

3.Auto-declaraciones ambientales: Se incluyen todo tipo de símbolos y leyendas como "papel ecológico", "libre de cloro", "no altera la capa de ozono", "amigo del medio ambiente", etc. 

Se encuentran en productos de limpieza, papel y plástico que el propio fabricante coloca, sin que dicha información pueda verificarse técnicamente. Para controlar la publicidad de los productos ecológicos, la Organización Internacional para la Estandarización (ISO) ha desarrollado la norma ISO 14.021

0 comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por compartir tu opinión.

Últimos comentarios


Calendario ambiental del 2017

Todo lo publicado